sábado, mayo 25, 2024

El libro y la lectura

Por desgracia, vivimos en una época demasiado...

Fallaci y la guerra contra el islam

3.7/5 - 3 votos

Valentía, pundonor y firmeza. No hay mejor ejemplo de mujer dura y empoderada que Oriana Fallaci, pero no veréis que las feministas hablen de ella o la reivindiquen en ninguna situación. Fue miembro de la resistencia antifascista italiana, se enfrentó a Jomeini por los derechos de las mujeres, criticó a quien fuera si era justo y necesario, no importándole si con ello perdía trabajos u oportunidades de otro tipo. Evolucionó ideológicamente con el tiempo, pero siempre se mantuvo firme en lo que defendía.

Fue una feroz crítica de la izquierda actual, su libro La Fuerza de la Razón fue publicado en 2004, por lo que conocía de sobra la izquierda que seguimos padeciendo en a la actualidad. A la cual no solo llamó traidora, sino que, además, tildó de colaboracionista con el islam y con la destrucción de Occidente. Señalando sus posiciones infantiles y vacías que le hacen el juego a los enemigos de los trabajadores y de los pueblos libres. Para ella la izquierda del siglo XXI ya no era izquierda ni era nada.

Siempre he hablado de la quinta columna que tenemos en España y en Europa con el problema migratorio y el islam. Me refiero a aquellos autóctonos blancos que se avergüenzan de lo que son y pasan a defender políticas que suponen la destrucción de lo que somos: nuestra cultura, identidad, tradiciones e historia. Fallaci no duda en llamarlos colaboracionistas, igualándolos con los nazis que ella ayudó a combatir en los años cuarenta. Tiene razón, están colaborando con aquellos que quieren convertir nuestro país en un califato o en un territorio desarraigado y degradado. Ninguna opción me parece buena. Son los que contribuyen a la imposición del pensamiento único y de la dictadura de lo políticamente correcto.

Fallaci plantea algo que comparto y me parece de especial relevancia. Occidente ya está en guerra con el islam, pero todavía no lo sabe. Cada vez vienen más y tienen más hijos (sufragados por nosotros). Además, se niegan a integrarse o asimilarse por cuestiones de fe, les llega financiación de las dictaduras islámicas, llevan a cabo una sustitución étnica y proliferan los grupos armados y los atentados yihadistas… el conflicto es innegable.

Cada vez que una mujer europea es violada por uno de estos energúmenos, que se comete un crimen de honor, un matrimonio forzoso, robos diarios, ataques a nuestra cultura, atentados terroristas, reclutamiento de fundamentalistas, llegadas masivas de inmigrantes ilegales, entre otros episodios infames, se están cometiendo actos de guerra que deberían tener respuesta.

¿Pero por qué no se da cuenta Occidente de que está en guerra? Por la alienación, la industria de la lobotomización social funciona a pleno rendimiento. Redes sociales, películas, control de la educación, etc. Blanquean el problema y señalan como racista e islamófobo a todo aquel que plante cara. La dictadura de lo políticamente correcto funciona a pleno rendimiento. El fomento del individualismo ha llevado a una separación de la persona de cualquier identidad colectiva, un aislamiento que le hace frágil ante cualquier reto que deba emprender.

Además, ellos están cohesionados, son violentos y están dispuestos a hacer lo que sea por imponerse. A mí las amenazas me llegan semanalmente, este mismo año he sufrido varios ataques por parte de estos integristas, y la situación no va a mejorar. Se creen superiores a pesar de la evidencia de cómo están sus países de origen y su propia realidad aquí, que desmiente cualquier posibilidad de que sea así.

La situación que las grandes empresas y los políticos a su servicio, en especial los de la Unión Europea, han creado es de difícil resolución. Los islamistas no van a entregar sin luchar lo que gratis les han dado, como ya he dicho, la guerra ya existe, es hora de asumirlo, enfrentar a los colaboracionistas y tomar las medidas necesarias para salvar a nuestros países. Fallaci era optimista antes de morir y afirmaba que todavía había esperanza, sin duda podemos volver a sobreponernos a la barbarie que intenta volver a subyugarnos y constituir Eurabia.

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Noticias relacionadas

Lo más leído:

Instagram
YouTube
WhatsApp